Amnistía Internacional Venezuela llama a continuar activismo en Festival Nuevas Bandas

0
436

El mensaje contra la violencia armada del activismo de Amnistía Internacional Venezuela se ha hecho sentir a lo largo de todo el mes de octubre de 2017.

Después del éxito del concierto #BastaDeBalas, en el participaron más de una docena de artistas venezolanos, el activismo de Amnistía Internacional Venezuela se seguirá manifestando contra la violencia armada a través del Festival Nuevas Bandas 2017 entre el 16 y el 22 de octubre.

El domingo 22 de octubre, desde las 10:00 a.m. en la Plaza Altamira Sur, se presentarán las agrupaciones concursantes del Festival Nuevas Bandas 2017, quienes buscarán recoger el testigo de bandas que han ganado en ediciones anteriores como Candy66, Los Mentas, La Vida Bohème, VINILOVERSUS, Okills, entre otras, muchas de ellas participantes de las campañas de relevancia local de Amnistía Internacional Venezuela.

Casona Fletcher (Acarigua), Chinelo (Caracas), Colibrí (Puerto Ordaz), Frankenstein V8 (Caracas), Gran Radio Riviera (Caracas), Kurarex (Caracas), Kurikos Suin (Valencia), Le’ Cinema (Caracas), Musanostra (Puerto La Cruz), Paisaje Local (Maracaibo) y V.P.H. (San Cristóbal) serán las bandas participantes de esta edición.

De esta forma, el Festival Nuevas Bandas vuelve a celebrarse en un espacio abierto, completamente gratuito y para toda la familia, en un sitio accesible por medio de transporte público y que permitirá a los asistentes disfrutar de varias horas de buena música.

Basta de Balas

Para Amnistía Internacional Venezuela, tanto el gobierno nacional como los gobiernos locales –gobernaciones y alcaldías– tienen la responsabilidad de tomar cartas contra el alto número de muertes por armas de fuego en el país. Se ha visto cómo a lo largo de estos últimos años se han llevado a cabo innumerables operativos de choque (con diferentes nombres) que no han producido un efecto positivo en el control de la violencia.

A lo largo de los últimos tiempos y en especial este 2017 se ha visto cómo una gran cantidad de recursos que podrían estarse dedicando a atender las dramáticas necesidades de una población que se enfrenta desde hace años a la inflación más alta del mundo y carencias de todo tipo, tanto en el área de la salud como de la alimentación, se despilfarran en draconianos despliegues de control de manifestaciones y gasto militar” manifestó Marcos Gómez, director de Amnistía Internacional Venezuela. “Por poner solo un ejemplo, el Ejército Nacional Bolivariano recibió este martes, proveniente de Rusia, 10 helicópteros MI-35 Caribe.”

“Parece que es más fácil armar a civiles afectos al gobierno y sacar a las fuerzas de seguridad a disparar y cometer abusos de manera indiscriminada que encontrar soluciones efectivas y humanas a las necesidades básicas de la población. Esto tiene que cambiar o las consecuencias podrían ser aún peores”.

En su informe 2016, el Ministerio Público Venezolano reportó 21.752 personas víctimas de homicidios intencionales o dolosos, de tal manera que la tasa de homicidios por cada 100 mil habitantes en el país según las últimas estadísticas disponibles es de 70,1 personas por cada 100.000 habitantes, entre las más altas del mundo.

El activismo de Amnistía Internacional hace un llamado para que los actores políticos se comprometan a apoyar instancias con mandatos de largo plazo, que incluyan a todos los sectores sociales e instituciones gubernamentales relevantes, para que se discuta, analice, desarrolle y evalúe el avance de una política integral de control de armas y municiones. La organización entiende que una política integral de armas debe incluir, como mínimo, medidas claras para la asistencia, atención y apoyo a las personas lesionadas y los familiares de las víctimas fatales del uso de armas de fuego; y limitaciones estrictas, el marcaje completo, el registro efectivo, el rastreo, la rendición de cuentas y contraloría social a la producción/importación/almacenamiento de las armas y municiones.